En esta nota te contamos qué es la psicomotricidad infantil y cómo es su evolución de acuerdo a las diferentes etapas de crecimiento del niño.

La psicomotricidad infantil y sus diferentes etapas

Desde que el niño nace y durante sus primeros años de vida, el infante conoce el mundo que lo rodea a través de su conducta motriz, la cual le permite explorar su entorno, asimilarlo hasta acomodarse en él. La psicomotricidad del niño evoluciona junto con su proceso madurativo, el cual lo podemos dividir en diferentes etapas que vamos a desarrollarlas brevemente a continuación.

A partir de la psicomotricidad, el ser humano es consciente de los diferentes movimientos que realiza con su cuerpo, identificando la velocidad, el espacio y el tiempo. Sin embargo, estos tres patrones se van identificando a medida que el niño avanza por las diferentes etapas de crecimiento.

La psicomotricidad en los bebés

En un primer momento, desde que el bebé nace y hasta los dos meses de vida, el niño conoce su entorno a través de sus manos, aunque no tenga un completo control sobre ellas. En esta etapa el bebé experimenta las sensaciones del tacto y comienza a jugar con sus manos. Luego, a partir de los dos meses y hasta los 4 o 5 meses, el bebé comienza a desarrollar la coordinación entre la vista y el movimiento de sus manos. Por eso el niño intenta tomar con las manos los diferentes objetos que puede ver a su alcance, primero mirando sus manos y luego mirando solo el objeto.

A partir de los seis meses de vida, los bebés ya pueden mantener con sus manos un objeto y hasta moverlo o soltarlo. Es muy común en esta etapa que el bebé tome pequeños elementos y se los lleve a la boca. Seguidamente, de los nueve a las doce meses, el niño comienza a observar primero los objetos antes de tomarlos con sus manos, en esta etapa comienza a interactuar con los objetos con la mano entera o eligiendo uno de sus dedos.

La psicomotricidad en los niños

Una vez que el niño cumple su primer año, su psicomotricidad ya comienza a ser un aspecto significativo de su crecimiento. En esta etapa, el infante comprende el movimiento de sus manos, por eso puede manipular mejor los objetos, puede hacer tenazas con las manos, pellizcar y apretar. A partir de este momento, el niño comienza a gatear y luego a caminar lo que le permite tener mayor interacción con su entorno.

Generalmente, a la edad que el niño comienza preescolar, ya pueden realizar diferentes acciones como manipular los cubiertos, usar tijeras y abrocharse los botones.

Como podemos ver, la psicomotricidad cumple un papel muy importante en la educación infantil ya que existe una marcada interdependencia entre el desarrollo motriz, afectivo e intelectual de las personas. Si te gustaría aprender mucho más sobre esta temática, te invitamos a realizar el curso de Psicomotricidad infantil a distancia. ¡Te esperamos!

 
 
CURSO DEL MES:

Curso de
Reparación de PC

Duración: 6 Meses
Inicio: 14 de Diciembre

6 cuotas de

$849

¡Conocé todas nuestras PROMOS y participá de espectaculares SORTEOS!
FUDE en Facebook
Ir para arriba